sábado, 20 de febrero de 2010

Se colgo el refran en la Cumbre

La Cumbrecita es uno de esos lugares hermosos pero no. Muy pintoresco por cierto, toda la villa es peatonal, las calles angostas, extensa vegetación, zarzamoras por todos los güines que se comen cuando están negras y no rojas, sino pregúntenle a pato que degusto las más agrias de la zona; lujosas cabañas, cascadas, y un pequeño rio que invita a pasar el día aunque caminos llenos de negocios y todo lleno de turistas.
Este pueblo tiene 700 habitantes y en uno de esos paseos (peñón del águila) por si les interesa con la compra de un terreno, regalan un cuatriciclo …..
En plena explotación e invadido por la cultura europea la cumbrecita se deja ver hermosa pero solo por un rato.
Con esta critica amarga cual clarín, me despido sin estilo y con la mirada perdida en el camino.
Adiós Mc Fly



Pato posa sabiendo que cerca, muy cerca hay cerveza!!





Si si señores la unica "trucha" que pudimos ver en el afamado Lago.



"A caballo regalado no se le miran los dientes"


El gordo y el flaco visten nuestras calcos made in Pau Vidal

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada